domingo, 20 de julio de 2008

LAS ELEGÍAS DE LUIS HERNÁN RAMÍREZ MENDOZA



"El jueves 17 de julio, se recordó un año más del fallecimiento de
Luis Hernán Ramírez Mendoza, ilustre moyobambino, cuya obra poética despierta
para mí una singular admiración y bajo esta realidad me atreví a escribir unas
breves líneas, además, a nombre de la Asociación Cultural, que lleva su Nombre,
en mi condición de Presidente."

Vicente Pavel Montoya Jara

La elegía es una composición en la que se manifiesta el dolor por un hecho desgraciado, como la muerte de un ser querido(1), o los amores distanciados o no correspondidos. Esta composición pertenece al Género Lírico y por muchos años es desarrollada por los poetas del mundo. Tal vez recuerde el lector a Jorge Manrique (1440-1479), caballero y poeta español, cuyas Coplas a la muerte del maestre de Santiago don Rodrigo Manrique, su padre, de hondo contenido moral, fueron tan famosas que cuando citamos ejemplos de elegías tomamos algunos de sus versos. Pero las elegías de Manrique son una muestra de cómo eran las elegías en el siglo XV y no de las elegías del siglo XX, y menos aun del siglo XI, nuestro siglo.

En realidad, los temas universales como el amor y el dolor humano no tienen tiempo ni escenario exclusivos; son los vehículos literarios, las formas ingeniosas y revolucionarias de decir “lo mismo”, la visión peculiar de la nueva realidad, aquello que marca la diferencia. Un buen ejemplo de elegías contemporáneas son las de Luis Hernán Ramírez Mendoza (1926-1997), preclaro hijo moyobambino, de refinada pluma y de luminoso intelecto. En la página de Presentación de su obra Elegía a tu nombre (1995), Manuel Marticorena Quintanilla, destacado estudioso de las letras amazónicas del Perú, manifiesta que con la lectura de cada uno de sus poemas vivimos las diversas gradaciones afectivas, de tristeza, melancolía y soledad por la ausencia de esa amada idealizada e inalcanzable.

Permítame, el lector, recomendar la lectura de las elegías contemporáneas de Luis Hernán Ramírez Mendoza, donde los temas de siempre se desarrollan como muy pocas veces en nuestros días.

En las elegías de Luis Hernán encontramos el predominio de los recursos semánticos o de significado (símiles, metáforas, imágenes, entre otros) antes que los recursos fonéticos (aliteración, onomatopeya) y gramaticales (anáforas, hipérbaton, paralelismos) propios de las Elegías de Manrique. Nuestro poeta moyobambino, es el poeta de la metáfora precisa y la imagen creativa.

De igual modo, es necesario señalar con mucho énfasis que los poemas de Luis Hernán están construidos con verso libre, que consiste en la superación de la rima; esto es ir más allá del sonido para guardar culto a las unidades de significado, a los cuerpos sólidos de emoción e inventiva. Manrique empleaba la rima porque en su tiempo –siglo XV– era la forma característica, y lo empleaba muy bien: rimas A-B-C-A-B-C, en versos de arte menor donde el tema era cuidadosamente desarrollado; no así la construcción “fácil” y “antojadiza” como muchos suelen creer respecto a la construcción de rimas o versos libres. Nuestro poeta de la Cuna de la Cultura del Oriente Peruano, es el poeta de la condensación y el verso libre, macerado en exquisitos licores de sensibilidad y onirismo. Acoto: ni la puntuación es necesaria.

A once años de su paso a la inmortalidad, la Asociación Cultural, que lleva su nombre, revive y aprende de su voz:

ELEGÍA
No más
tu cabellera
mujer iluminada
tu serpiente joven
tu estalactita
blanca

No más
tu cuerpo herido
tu cámara de seda
tu lejana bata
iluminada
sombra

CARTA DEL TIEMPO

Las campanas y los sables
escritos de otros tiempos
las ventanas del mar
en solemne silencio
y el filo de los siglos
en la punta de mis dedos

Anónima memoria
donde
boga mi voz
para seguir soñando

“Elegía a tu nombre”
Dr. Luis Hernán Ramírez Mendoza

Procultura
Asociación Cultural “Luis Hernán Ramírez Mendoza”
E_Mail: ac_luishernanrm@hotmail.com Celular Nº (01) 996677204